viernes, 14 de octubre de 2016

ORIGENES DEL BALONCESTO

Capitulo I


Como todos bien sabemos el baloncesto fue inventado por el doctor James Naismith en el invierno del año 1891 en Springfield, Massachusetts.
Pero,¿fue realmente así? ¿Fue Naismith el verdadero inventor del baloncesto? Aunque está generalmente asumido y documentado que así fue, hay ciertos sectores que difieren en este sentido. Esto,como otros muchos aspectos del folklore americano tiene su versión conspiranoica y aunque a veces pueda ofrecer elementos y datos verdaderos, no deja de ser un ejercicio de elucubración gratuita y el vulgar “vamos a estirar un poco la verdad y a ver que pasa“. De todas formas, me parece interesante transcribirlo aquí para mostrar distintos aspectos de la historia que todos conocemos. Y para que os quede claro que esto no es nada nuevo, ya en 1903 el Dr.Gulick en un boletín de la YMCA de 1903 le da a Naismith la autoría de la creación del baloncesto ya que en una edición de las reglas de este deporte de ese mismo año sale una foto del Dr.Gulick encabezando un texto en el que se le atribuye a él mismo la creación del baloncesto debido a un error de imprenta. Fue tal el revuelo que el propio Dr. Gulick salió a enmendar el error rápidamente. Se guarda en el Salón de la Fama de Springfield el boletín de 1903 a tal efecto.





Una de las disputadas teorías sobre el orígen de este deporte habla sobre un profesor de educación física de la YMCA en Holyoke, Massachusetts, el Doctor George Gabler, que en estrecha colaboración con otros profesores del mismo centro(entre ellos William Morgan, inventor del voleibol en 1895) habría sido el inventor del baloncesto y que el primer partido se habría disputado  entre las fechas de 1880 y 1885. Otras teorías  apuntan que fue el propio William Morgan el inventor del juego en 1888. El principal defensor de esta teoría en la que da al dr Gabler como inventor, fue el reportero Bill Keating del Holyoke Daily Transcript que hablaba de que el Dr Gabler incluso había invitado a Naismith a ver un partido en Holyoke en 1890. El gran problema de esta historia es que fue contada por primera vez por Gabler a Keating en 1943 en sus últimos días de vida y con la promesa de no hablar de ello hasta después de su fallecimiento ya que no quería herir a su buen amigo Naismith. Algo que por otra parte no tiene mucho sentido ya que el propio Naismith había fallecido unos años antes.
Acerca de ello,se publicó en los años noventa un libro de John Egloff llamado “Basketball born in Holyoke: Give Credit Where Credit is due”
¿Es la idea totalmente descabellada? ¿Es descabellado el pensar que nunca llegamos a la Luna en 1969?
La historia en sí no deja de ser fascinante pero cuando realmente solo tenemos como prueba el testimonio de una sola persona casi cincuenta años después del suceso pues se queda en eso solamente, una historia.
Claro que, como en toda historia siempre hay varias versiones de la misma y si consultáis el archivo del salón de la Fama de Springfield, podréis ver como hay documentado un formulario para la entrada de George Gabler en la YMCA fechado el 14 de Enero de 1892! Entonces, si este documento es legítimo y nada hace dudar que no lo sea, ¿cómo es que el dr Gabler ingresa en la YMCA en 1892 pero según este periodista que replica las palabras del tal Gabler éste haya inventado el deporte antes siquiera de ingresar en el centro?






Otra de las posibilidades de las que se ha hablado también comenzó en los años cincuenta con la publicación del libro “I grew up with basketball” de Frank Basloe. En el, él propio Basloe afirmaba que el primer partido de baloncesto había tenido lugar en  febrero de 1891 en Herkimer (Nueva York), esto es, diez meses antes de Naismith.
También contaba que Lambert Will de la YMCA de Herkimer había escrito una carta a Naismith pidiéndole que organizase un equipo para disputar un partido contra Herkimer. En la carta, Lambert le enviaba las reglas y el concepto de este nuevo juego. En aquel invierno de 1891, Naismith había sido contratado por su propio centro para desarrollar un juego que mantuviese a los estudiantes ocupados de puertas adentro debido a los crudos inviernos que padecían. Al parecer nunca respondió a la carta y lo que hizo fue apropiarse del juego y promocionarlo como un deporte de su invención. Una de las pruebas de esta teoría es la foto del equipo de Herkimer de la temporada 1891/92. El propio Lambert Will posa en el centro de la foto.




La misma historia tiene alguna que otra variedad y así en 1952, mientras Basloe hacia promoción de su libro tuvo lugar un evento con la organización benéfica de los Cooperstown Lions Club (todavía en existencia). Allí, el propio Basloe aseguraba que Lambert Will había sido el creador de las reglas del baloncesto y que había organizado el primer partido en la historia del mismo. El famoso partido habría sido jugado el 7 de febrero de 1891 entre Mr. Will's YMCA Nine y Herkimer Businessmen's Nine. Imagino que los nombres vienen de que ambos equipos disponían de nueve jugadores en pista. Al final el resultado fue de 9-3 favorable a YMCA.
En el libro nos cuenta como justo después de la Navidad de 1890, el señor Will empezó a difundir este nuevo deporte y un total de dieciocho chicos se presentaron al gimnasio. Alguien trajo unas cestas de melocotones y Will propuso utilizar la pelota medicinal. En el momento que la pelota entrase en la cesta alguien tenía que subirse a una silla para recuperarla. El tal Will había recibido una carta del Dr Naismith contándole el juego que había inventado. Sin perder nada de tiempo este le respondió para pedirle las reglas del juego pero según dicen tras varios intentos por su parte sin conseguir respuesta alguna, Lambert Will no esperó más y decidió crear reglas para este nuevo juego.
Como bien podéis imaginar, jugar con un balón medicinal de hasta 9kgs de peso quizás no era la mejor idea. En vez de pasar el balón lanzándolo con las manos como haríamos ahora lo echaban a rodar por el suelo para alcanzar al jugador deseado. El primer simulacro de partido o entrenamiento del nuevo deporte puso en liza también otra de las ideas que Lambert tenía en mente y no era otro que el salto entre dos. No quiero ni imaginar como sería eso de saltar al aire por un balón de mas de 9kgs de peso. Al comienzo de la práctica los jugadores empezaron a pasar el balón unos a otros sin siquiera mirar a la canasta y el juego empezó a volverse cada vez más brusco. Viendo que el juego no iba por los cauces que el había pensado Lambert decidió poner punto y final a la sesión de aquel día aunque tanto él como los jugadores participantes se quedaron enganchados y con ganas de desarrollar el juego creado.
Según nos cuenta Basloe, para finales de Enero de 1891 los chicos habían tenido suficiente entrenamiento y querían disputar un partido cuanto antes.
Así fue como el 7 de febrero de 1891 se juntaban YMCA Nine y los Businessmen's Nine con Tom Murray como árbitro designado y con la supuesta presencia de unas veinticinco personas.
"¿Cuánto tiempo queréis jugar?" preguntaba Murray.
"Hasta que nos cansemos" fue la unánime respuesta.
El partido en sí fue muy brusco. Las canastas acabaron siendo arrancadas del muro donde estaban colgadas y obviamente el juego tuvo que detenerse hasta que se reparasen.
Tom Murray miró su reloj de oro "Habéis jugado como 20 minutos"
Luego de que se arreglasen las canastas alguien tuvo la idea de remover el fondo de las canastas para que la pelota no tuviese que ser sacada tras cada punto o "goal" anotado. Se reanudó el juego por otros veinte minutos hasta acabar con el resultado de 9-3.
Como véis dos teorías sobre la invención del baloncesto a cada cual más dispar, sobre la última de Lambert Will he leído que hasta su bisnieto decía que no se le ha dado el reconocimiento que merecía. No hay pruebas, documentos, nada tangible a lo que agarrarse, ¿cómo vamos a darle reconocimiento? Lo único que yo estoy dispuesto a aceptar con pinzas es que Naismith hubiese inventado el juego y que Lambert al conocer esto hubiese adaptado y mejorado las reglas del mismo. Pero bueno, esto sería en el mejor de los casos.


Pero volviendo a lo que íbamos, antes que el baloncesto, el Dr. Naismith creó numerosos juegos para sus alumnos como el Scruggy Ball o el Hylo Ball pero ninguno realmente fue exitoso. Para este último que tenía en mente (basketball) tomó cosas prestadas de deportes ya existentes como el lacrosse o fútbol. Asimismo fue de gran influencia un juego de su infancia llamado “Duck-on-a-rock” que consistía en colocar tres rocas una encima de otra y luego con otra roca más pequeña intentar tirar la roca superior mientras que alguien (pivote) defendia las tres piedras. Con todo esto y las 13 reglas para la práctica del deporte que previamente había puesto en el tablón de anuncios del gimnasio de la universidad (creo que se vendieron no hace mucho por más de 4 millones de dólares) un 21 de diciembre de 1891 nace el deporte del baloncesto que tanto nos gusta.




Como curiosidad que casi a punto de ser llamado “boxball” ya que cuando Naismith estaba buscando como elaborar su juego unas cajas vacías fueron su primera opción aunque luego encontraría, o más bien el conserge del centro, las cestas (basquet) de melocotones tan famosas.
Las 13 reglas de baloncesto escritas por el Dr. James Naismith
1. La bola puede lanzarse en cualquier dirección con una o ambas manos.
2. La bola puede lanzarse en cualquier dirección utilizando la palma de la mano, nunca con el puño.
3. Un jugador no puede correr teniendo la bola; el jugador debe pasar o tirar a la canasta desde el lugar donde la atrapa, salvo si la coge mientras corre pero tiene que detenerse.
4. Debe mantenerse la bola entre las manos, no es necesario nunca utilizar los brazos o el cuerpo para mantenerla.
5. Está prohibido dar golpes con el hombro, empujar, agarrar o afectar de algún modo a un adversario. La primera violación de esta norma implica una falta, la segunda expulsa al jugador del terreno hasta la próxima cesta (goal)
6. Golpear la bola con el puño constituyen una falta, de conformidad con lo dispuesto en los artículos 3 y 4, y tal como eso se describe en el artículo 5.
7. Si un equipo comete 3 faltas consecutivas (sin que el otro equipo cometa alguna), se contará una cesta para los adversarios.
8. Se llama canasta a una bola enviada hacia la cesta desde la cancha. Si la bola permanece en equilibrio sobre el borde de la cesta y los defensores mueven la cesta, se le otorgan puntos al atacante.
9. Cuando la bola salga fuera de los límites de la cancha, debe volverse a poner en juego. El jugador encargado de realizar el saque dispone de 5 segundos; si supera el plazo asignado, la bola será para el equipo contrario. Si los dos equipos juegan con el reloj, retrasando el partido, el árbitro señalara falta para los jugadores culpables.
10. El segundo árbitro, contará las faltas e indicará al árbitro principal las tres faltas consecutivas. Estará habilitado para descalificar jugadores según el artículo 5.
11. El árbitro principal es el juez de la bola, tiene la  responsabilidad de llevar el control de los puntos y del tiempo. También deberá decidir a quien pertenece la bola, cuando esta salga fuera de la cancha.
12. El partido se jugará en dos partes, separadas cada una por un descanso de 5 minutos. La duración de una parte será de 2 cuartos de 15 minutos.
13. El equipo que convierta mas canastas se señalara como ganador. en caso de que el partido termine empatado, hay prolongación hasta que haya un equipo ganador.






Con dos cestas de melocotones colgadas de las barandillas de la parte superior del gimnasio, con un balón de fútbol y con nueve jugadores por parte de cada equipo la historia empezaba a escribirse.
Estos eran los jugadores participantes:


El equipo ganador formaba con  John J. Thompson, Eugene S. Libby, Edwin P. Ruggles, T. Duncan Patton, Frank Mahan, Finlay G. MacDonald, William H. Davis and Lyman Archibald y William R. Chase.
El equipo que a la postre fue el perdedor eran  George Weller, Wilbert Carey, Ernest Hildner, Raymond Kaighn, Genzabaro Ishikawa, Benjamin S. French, Franklin Barnes, George Day and Henry Gelan.
Después de 30 minutos de tedioso juego, el resultado final fue de 1-0 con una canasta anotada desde siete metros por William R.Chase. Como con todo, con esto también hay controversia ya que diversas fuentes señalan que el marcador fue diferente y ambos equipos anotaron varias canastas ante el enfado del Dr.Naismith debido a que el juego debía interrumpirse por bastante tiempo tras la consecución de cada canasta ya que alguien tenía que encaramarse a una escalera y quitar la pelota de la cesta.


El juego fue creciendo en popularidad en los diversos centros de la YMCA esparcidos por la costa Este americana y pronto se desarrollaron nuevos cambios. Para 1892 ya se habían cambiado las cestas de melocotón por aros de hierro, dos años más tarde se dejarían las pelotas de fútbol para empezar a fabricar las propiamente dichas (basket balls),en 1895 se introducían los tableros y alrededor del cambio de siglo llegaba la red.
El baloncesto rápidamente se extendió entre los alumnos de la YMCA para luego pasar a otras universidades y así el 18 de Enero de 1896 se jugaba el primer partido de baloncesto universitario (cinco contra cinco) de la historia entre la Universidad de Iowa y la Universidad de Chicago ganando estos últimos por un apretado marcador de 15-12.
Fuera del ámbito escolar surgían las primeras ligas a finales de siglo aunque esto queda para otro capítulo.
En 1908 se creaba la NCAA que ahora conocemos para dirigir y gobernar el baloncesto universitario, por esas fechas la YMCA ya no promocionaba con tanta vehemencia el baloncesto porque lo consideraba un deporte rudo y violento. En 1915 se agrupan la NCAA, la AAU creada en 1888 y la ya mencionada YMCA para unificar las reglas del deporte colegial de una vez y por todas.

Referencias:
-Archivo de Salon de la Fama de Baloncesto.
- Libro "Basketball was born in Holyoke"
- Libro " I grew up with Basketball"
- Archivo YMCA de Springfield.
Fotos de YMCA web y www.wburg.org




No hay comentarios:

Publicar un comentario